martes, 22 de octubre de 2013

¿has pensado alguna vez en los motivos?


Muchas veces he pensado en lo que me ocurrió y cómo pude llegar a sufrir tanto con el trastorno bipolar. Los motivos fueron tantos y tan variados que no caben en este espacio. Muchos de ellos ya los habrás adivinado si llevas tiempo leyendo este blog porque a partir de ellos extraje muchas de las conclusiones que me han permitido recuperar mi salud y volver a disfrutar de la vida.

Con el trastorno bipolar me parece más importante saber aquello que conviene evitar que aquello que conviene hacer. Especialmente para evitar la euforia. Por este motivo, mi primer libro se titula "Los 21 malos hábitos". No se trata de un libro que proponga restringir tu vida sino todo lo contrario. Se trata de restringir algunos hábitos para disfrutar más de la vida. Todos suman y no tienen efectos secundarios. La mayoría de ellos están tan arraigados en nosotros que lo más que podemos llegar a hacer es atenuarlos. Yo llevo insistiendo en todos ellos durante los últimos años y  me funciona. Antes no era capaz de quitarme de encima los síntomas y hacía, precisamente, justo lo contrario.

Aunque el origen de tu sufrimiento no tenga nada que ver con el mío, al escribir generalizo mi experiencia para abarcar muchos de los problemas que me cuentan mis amigos de la asociación. Estamos todos cortados por el mismo patrón y nuestra forma de ver el mundo, y de sentir, nos condiciona tanto que nos hace más vulnerables. Aunque ya no sufro el trastorno bipolar y espero no sufrirlo nunca más, sí que estoy condicionado por cómo soy y mi vida actual refleja muchas de mis limitaciones. He tratado de aprovechar mi limitación principal para fomentar otras cualidades que me eran ajenas. Mi limitación no es otra que soportar la rutina en la vida. Nada más y nada menos, una limitación que puede hacer sufrir mucho. Afortunadamente, ya no siento que mi vida sea rutinaria sino todo lo contrario. Me resulta muy estimulante. Estoy convencido de que puedes hacer lo mismo, si descubres antes qué es lo que te mueve en la vida.

El motivo principal del trastorno bipolar nos obliga a buscar aquello que nos hace sentir bien todos los días, aunque encontrarlo no siempre resulta tan fácil. A mi me costó mucho tiempo y no acerté a la primera ni a la segunda. De hecho, todo lo que hice antes nada tiene que ver con lo que hago ahora. Y seguramente muchas de las cosas que hago ahora, dejaré de hacerlas algún día para hacer otras nuevas. Siento que necesito renovar mis ilusiones cuando se van apagando, aunque muchas de mis actuales ilusiones tienen cuerda para rato. He encontrado la forma de sentirme bien y sé cómo mantenerla. De momento, como todo en esta vida. Este comentario, aunque pueda parecer que no dice mucho, permite leer entre líneas algo muy importante que nos afecta a todos :)

4 comentarios:

  1. Aunque medio haya desaparecido de escena no por ello dejo de leerte semanalmente. Me gusta encontrarme con voces como la tuya que no dejan de repetir lo que también sé por experiencia: se puede. Y lo sé no porque me considere totalmente a salvo de cualquier recaída, sino porque pienso que se puede manejar la bipolaridad cuando se camina a media ladera. Sin querer hollar cumbres majestuosas, ni vivir en lúgubres valles.
    Para conseguir este equilibrio como apuntas una y otra vez, uno debe conocer el trastorno y reconocerse en él. Evitar los estresores, aceptar las vulnerabilidades, vigilar el sueño. Apartarse a un lado y descansar cuando la zozobra es evidente. Revisar los idearios vitales también. Apostar por lo que a uno le sienta bien. Reconciliarse con uno mismo, autoperdonarse. Medicarse también.
    Uno puede sentir que le ha tocado en suerte algo que a nadie se lo desea, uno puede renegar de su cerebro o de sus neurotransmiroses, uno puede sentirse el ser más desdichado de la tierra, pero lo lamentable es que uno deja de quererse. Y esa es la lección que estudio una y otra vez, porque lo demás prefiero pensar que ya lo he aprobado.
    Salud
    Theo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Theo, me alegra mucho saber que estás bien. Estoy acostumbrado a pensar "mal" cuando dejo de tener noticias de alguien en la asociación y suelo llamar siempre. Lo virtual tiene estas limitaciones :)

      Eliminar
  2. Buen día, algun grupo de ayuda o asociación en La Plata? gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que Fubipa trabaja en varios distritos de Argentina. Puedes informarte directamente :)

      Eliminar