martes, 22 de mayo de 2012

el trastorno bipolar y el rumbo





Hace mucho tiempo que tuve que afrontar un cambio radical en mi vida. Decidí dedicarme a la escritura cuando llevaba más de diez años trabajando en una empresa como ingeniero. No es que quiera relacionar el trastorno bipolar con los cambios de rumbo para escribir un comentario más. En mi caso particular, el cambio de rumbo en mi vida fue el punto de partida para reencontrar la salud y no fue ninguna casualidad.

Muchos de mis problemas en el trabajo, que no tardaron mucho en convertirse en síntomas, fueron el caldo de cultivo para sufrir cada vez más. Quizás ya sabes que en el sufrimiento de los síntomas del trastorno bipolar puede haber motivos endógenos o exógenos, es decir, que dependen de tu biología o de tu entorno. La cuestión es que si tu entorno influye en tu biología -nadie parece negar esta afirmación- te recomiendo que hagas todo lo posible por encontrar el bienestar. Para mi lo exógeno es sinónimo de lo desconocido o lo no consciente.

Cuando tomé la decisión de cambiar radical de estilo de vida y de ocupación, estaba seguro que la mayoría de mis problemas se encontraban en mi profesión. Estaba en una situación privilegiada porque podía tomar la decisión pero ninguna seguridad de que iba a poder convertir, en cierta manera, la escritura en una parte importante de mi vida. No tengo ni idea de cuál puede ser tu ilusión hoy mismo, pero estoy seguro de que no estará más alejada que la mía en el momento en que afronté el cambio de rumbo. Un cambio radical, si tiene sentido para ti, siempre será una buena forma de empezar a construir sobre las ruinas. Algunos lo llaman reinventarse, cuando en realidad se trata de reorientarse. Lo que haces con tu vida día a día te da forma y lo que soy se lo debo, en gran medida, a lo que hago desde hace ya siete años. Hace más de diez años era incapaz de pensar con claridad. Creía no tener ninguna salida y ninguna opción. Hoy disfruto de una situación completamente distinta, en la que el trastorno bipolar ya no es una enfermedad sino una oportunidad para compartir, acompañar a quien la sufre o padece, y seguir aprendiendo. 

Hoy es el día en que puedo elegir, pero ya no quiero hacerlo. Ya elegí en el momento en que aposté por el cambio y ahora sólo vivo el presente. Un presente con muchas ilusiones de futuro y una salud que espero me acompañe durante mucho tiempo para continuar. Me encantaría saber que tú estás en disposición de aprovechar estas palabras y poder ir abandonando el miedo si te limita. La mayoría de las veces y la mayoría de las personas no cambian nunca de rumbo porque creen que todo son tempestades. No creo que haya nadie que esté diagnosticado con trastorno bipolar y no haya sufrido ninguna tempestad.
Entonces, ¿qué hay que temer? :)

13 comentarios:

  1. Estimado Alberto,

    Excelente esta entrada, te felicito. Abrazos desde México

    Manuel

    "Andar y andar por andar,
    es quedarse donde está
    Si el hombre quiere avanzar
    debe aprender cuanto pueda
    Vive aquel que no se queda,
    el otro...el otro dura nomás."

    José Larralde
    Herencia pa' un hijo gaucho (fragmento)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encantó la rima, Manuel. Aunque no sea tuya :)

      Eliminar
  2. En mi caso no se produjeron drásticos cambios, el timón no varió. Más bien y siguiendo con la analogía hube de hacer ciertas reparaciones en el casco, lustrar la cubierta y remendar la vela. Conté para ello de puertos seguros. Luego salí, como quien dice, a navegar continuando el mismo rumbo que había dejado.
    Todo era más o menos igual que antes, todo menos el timonel.

    Feliz rumbo y salud para tod@s

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. alberto, si el timonel había cambiado nada era igual que antes, no? :)

      Eliminar
  3. gracias milagros. Encantado de conocerte :)

    ResponderEliminar
  4. Lucy Peñamayo 30, 2012

    Amigo Alberto! Cuando leo tus escritos le doy gracias a la vida por haberte puesto en mi camino.
    Amigo cuando es que voy a tener el honor de leer tu libro? Cómo se llama? Dónde lo puedo comprar? Estas preguntas sé que te las he hecho en más de una ocasión, sin embargo aún no me das una respuesta. Un abrazo :0)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy todavía con él, espero que pueda estar disponible para el próximo año. Has insistido tanto que serás la primera en saber el día en que esté terminado. Creo que te gustará :)

      Eliminar
    2. Ya no te pregunto más hasta el año que viene.
      Claro que me gustará por qué crees la insistencia?! :)

      Eliminar
  5. Todos tenemos que saber hacia donde tira nuestro rumbo en la vida, por que caminos de la vida queremos pasar y cuales queremos esquivar, nosotros somos dueños del camino que vamos creando.

    ResponderEliminar
  6. "Hace más de diez años era incapaz de pensar con claridad. Creía no tener ninguna salida y ninguna opción".

    Me senti muy identificada, asi me siento ahora.

    No cambie por 10 años pues siempre crei que mis impulsos eran nada mas tempestades, algo propio d emi caracter.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que ahora estás en una situación muy diferente. Eres consciente de que puedes cambiar "algo" pero no sabes cómo hacerlo. Si me das más pistas trataré de ayudarte :)

      Eliminar